Nuestra fuerza: La solidaridad

unionfuerz_zpsfccafb98

Organízate y lucha

Nuestra fuerza: La solidaridad

Para darte cuenta de tu fuerza y tu poder como trabajador lo primero que deberías plantearte es de quién produce realmente el beneficio de una empresa. Rápidamente verás que sin los trabajadores los empresarios y los accionistas por mucho capital, oficinas, ordenadores, máquinas … que posean, no pueden crear las mercancías y servicios que en última instancia venden para conseguir beneficios. De esta forma el empresario te necesita a ti, y no al revés. Igualmente, el interés de la empresa será siempre maximizar beneficios, lo que chocará con la calidad de tus condiciones de trabajo. Los intereses de la empresa, no son los tuyos.

La empresa intentará evitar a toda costa que tú te des cuenta y te unas con la gente que está en tu misma situación, tus compañeros. Intentarán por todos los medios dividir e incluso enfrentar a gente que en realidad tiene unos intereses sociales similares. A continuación veremos que medios usan para ello y porque deberías unirte con tus compañeros para luchar juntos por mejorar vuestras condiciones laborales. Recuerda: la unión hace la fuerza y ¡juntos podemos!

Las formas de dividir a la gente son muchas y diversas. División entre trabajadores fijos, temporales, en prácticas y en formación. Esto se está exacerbando con la excusa de la crisis y las sucesivas reformas laborales para precarizar cada vez más el empleo. La diferencia de salarios es otra forma de separar a los trabajadores. Pero por mucho dinero que cobres, sigues siendo un asalariado bajo las mismas condiciones de explotación que tus compañeros. Los intereses de los trabajadores son los mismos independientemente de su salario, porque éste solo diferencia la cantidad de cosas que podrás comprar, pero seguramente tu felicidad no depende solo de tu capacidad de consumo. Las condiciones en las que realizas tu trabajo afectan también a tu calidad de vida, y esto no depende del sueldo que cobres.

Otra técnica es la creación de multitud de puestos de jefes, niveles y mandos intermedios sin ningún poder real de decisión y que en realidad son como cualquier trabajador más, igual de explotado que el resto. Esto sirve para que se crean parte de la empresa en vez de trabajadores y crean que sus intereses son coincidentes con los de la empresa, cuando en realidad como cualquier otro asalariado esta en la misma situación que tú.

Como puedes ver, son muchas las formas de dividirnos. Pero si se toman tantas molestias en hacerlo, ¿No será que tienen miedo de nuestro auténtico poder? Como ya te he dicho juntos podemos cambiar nuestras condiciones en el puesto de trabajo. Nuestra fuerza viene de que somos necesarios para la empresa, pero cuanto más unidos actuemos, más se multiplica esta fuerza. A la hora de denunciar injusticias en nuestras condiciones laborales, siempre tendrán más efecto nuestras acciones y por tanto tendremos más fuerza negociadora, cuantos más seamos y más unidos estemos en torno a nuestras reivindicaciones. Estas acciones pueden ser muy variadas, según el contexto particular, pero dos de las más comunes son la Huelga y el Boicot.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: