Valores del Anarcosindicalismo para una lucha coherente: Acción directa y Horizontalidad

Imagen

Solidaridad Obrera 351: Formación Sindical

En este número, explicaremos dos valores que son básicos para una lucha ácrata. Es complejo a veces abarcar todas las realidades, pero escribimos esto con afán de que sirva para enriquecer luchas. Ningún partido político nos representa ni nos beneficia. Ninguna estructura autoritaria puede querer el bien común de una sociedad. Solamente las personas que participan en ella desde abajo, son quienes entienden, sufren y ven los problemas directamente y con estas premisas pueden entender mejor la forma de solucionarlos, siempre que exista humildad y no prepotencia.

Más vale hacerlo que mandarlo hacer
La Acción Directa es uno de los principios del anarcosindicalismo. Desde los medios oficiales se ha intentado relacionar con violencia o terrorismo, pero ello no tiene nada que ver.

El verdadero significado es el de hacer las cosas sin intermediarios, con los medios que tengas, despreciando y rechazando al Estado y a cualquier figura o forma de poder despótico, entendiendo que ésta ha de  intentar servir para resolver y dar respuesta a cierto problema o asunto que se considere necesario.

Un ejemplo de Acción Directa se podría ver frente a un despido. Sabiendo que no se puede confiar en el Comité de Empresa[1] si lo hay, que es una estructura de poder que tiene capacidad de decisión sobre el resto, la acción directa se realizaría por medio de asambleas de trabajadoras/es y/o secciones sindicales, o, en caso de estar en solitario, actuar directamente sin depender de terceros (pero con la Solidaridad de compañeras/os).

Otro ejemplo. Frente al cierre de una empresa, la Acción Directa consistiría en la toma por parte de lxs trabajadoras/es de los medios de producción[2] y su Autogestión[3]. Para el anarcosindicalismo, estas acciones se han de hacer sin estructuras jerárquicas, desde la horizontalidad, sin líderes ni vanguardias. Debería ser una obligación moral el respeto entre compañeras/os, donde hablar y razonar con el fin de solucionar los problemas de la mejor forma posible si realmente se quiere funcionar. Sin imposiciones y sin gente que diga que hará pero no hace. El compromiso se ha de respetar por encima de todo para el buen funcionamiento de las cosas. El rencor es perjudicial porque acabará pasando factura, lo ideal es ir solucionando todos los problemas que vayan surgiendo evitando así que se vayan haciendo bolas ya insalvables después.

Tenemos que analizar factores que nos afectan ya desde nuestra educación, y de las premisas e influencias que tenemos en nuestra zona donde vivimos e interactuamos. Se puede ver por ejemplo cómo la religión católica, que es la que más ha impuesto su moral por la Península Ibérica, ha hecho mucho daño. Ella dice que existe un dios al que le puedes rezar: “Pide y se te dará”.

Yo no creo en ello y lo desprecio por dos motivos: el primero es que no creo en dios y para mí rezarle es hablar con nadie creyendo que alguien te escucha; y el segundo motivo es que esta mentalidad no te da seguridad de acción ni logros, sólo falsa apariencia de creer en algo.

En lo que realmente creo es en el “Haz con Acierto y Conseguirás”. Está claro que no siempre se consigue lo que se quiere ni tampoco siempre se acierta, pero es que la realidad supera cualquier cosa que se pueda escribir o pensar.

Siempre existe la posibilidad de que salga mal, pero eso le da encanto y te hace sentir libre. Nos debería hacer ver que el esfuerzo merecerá la pena. Y es que con el esfuerzo nos podemos sentir mas vivos, aprender, madurar, cultivarnos, crecer y ver como nuestras motivaciones son realizables. Siempre sabe mejor lo que se cultiva.

De tú a tú

“Y el cielo nos pregunta, ¿por qué decís que yo miro a la tierra para abajo si yo la miro de frente? Creer que todas y todos tenemos la misma perspectiva es muy egocentrista.”

Otro valor en el que cree el anarcosindicalismo y el anarquismo en general es en la horizontalidad, en el acuerdo, sin agredir la libertad[4] ni la propia ni la ajena, pudiendo atacar las estructuras verticales de poder. Es una estructura opuesta a la jerarquía.
La jerarquía necesita de autoridad permanente, algo que ataca frontalmente a la libertad. Los motivos que más me hacen creer a mí en esta forma de funcionar son:

1- El autoritarismo agrede la libertad individual y no deja que el individuo madure su personalidad plenamente, y se encamina a que unas personas adquieran una posición respecto a otras donde no se merecen el mismo nivel de respeto. Un ejemplo se podría ver en la figura del Rey que tenemos actualmente en el Estado español. Según la Constitución, él puede pillar una pistola, matar a cinco personas y aún así no es responsable de sus actos, ni puede ser juzgado por ello. En cambio si una mujer le clava un cuchillo a su marido que le lleva varios años agrediendo, insultando, despreciando y violando, la juzgarán y puede ir a la cárcel por ello.

2- La estructura jerárquica impide el avance más fluido y libre, ya que en vez de compartir conocimientos y mejorarlos entre todas/os, se busca el robarse, pisotearse, esconderse información y competir.

Un ejemplo de esto se puede ver en la informática. El sistema operativo Windows pisotea a otros para conseguirse el monopolio en programas informáticos. Es un sistema operativo que da muchos problemas y abusa mucho de sus precios, convirtiéndose en una de las empresas más poderosas del planeta. No puede ser modificado por cualquier usuario, si tienes un problema has de esperar a que el administrador Microsoft lo solucione.

Por el contrario, en Linux, otro sistema operativo creado en la horizontalidad, es obligatorio compartir la información, los códigos son abiertos y toda persona que quiera aprender y mejorarlo, puede participar de él, siempre, claro está, que quiera compartir la información con el resto. Así se consigue que, pese a no tener casi recursos, sea un sistema eficiente y con el que se pueden hacer muchas cosas y de forma más segura.

Muchos avances en la cultura, en el conocimiento y en el respeto entre individios, han sido exterminados y masacrados por estructuras jerárquicas. Recordemos la Santa Inquisición, las cruzadas, la colonización, el asesinato de culturas, de lenguas, de tierras en todos los continentes. Y ello aún sigue existiendo.

Compartir el conocimiento con intereses para la colectividad permite un mayor desarrollo. Que, por ejemplo, se le ponga dueño a las plantas y solamente las pueda cultivar quien obtenga su permiso es un atentado a la humanidad, a la libertad y a la naturaleza. La propiedad privada es una de los mayores desastres morales y éticos que ha habido en la historia. Y de hecho ha sido una de las defensas mayores de los movimientos anarquistas a lo largo de la historia, que la propiedad sea colectiva[5] y eliminada[6].

3- La estructura horizontal crea un mayor sentimiento de responsabilidad y aprendizaje. Un ejemplo se puede ver en una escuela actual, donde el ilustrado profesor o profesora es incuestionable, te imparte y enseña unas cosas que a ti puede que ni te interesen, pero te obligan a aprenderlo so pena de humillarte o castigarte. La letra con sangre entra decían en la época franquista.

De forma horizontal, como intentan fomentar en las escuelas libertarias[7], tanto el alumnado como el profesorado tienen cosas a aportar y aprender. Y son partícipes de su propia experiencia y madurez, adaptándose a los ritmos que prefieran y que puedan.

En una sociedad tan jerarquizada como la actual, además, no hay responsables de las cosas importantes que nos conciernen en conjunto. Un policía no es responsable si te apalea, solamente cumplía órdenes, y nadie se plantea que las personas han de tener moral, principios, solidaridad y humildad. Lo mismo que el militar que bombardea una población entera, el empresario que arruina la vida a tantas personas mediante la explotación que ejerce o el político que tanta mentira y demagogia enarbola para tener a la sociedad alienada mientras se enriquece. Y todo se justifica porque nadie es responsable de nada. Aunque todos ellos tengan nombres y apellidos, y son directamente responsables de sus actos. Basta ya de aceptar que solo son mandados o cumplen con su trabajo.
La horizontalidad permite movilidad. Equivocarse pudiendo aceptarlo y compartir dicho error con el resto nos hace entender la sencillez. Y ello nos ha de servir para poder buscar soluciones para mejorar y avanzar sin competitividad y sin pisotearse.

Actualmente, y debido a todos los condicionantes sociales que tenemos encima, con la sobredosis de competitividad que nos ha sido inyectada, hay serias dificultades para organizarse a veces así, porque muchxs quieren ser jefxs y que se haga todo como dicen. Pero tenemos que vencer este cáncer, superarlo y entender realmente que lo que hay que destruir es la jerarquía y toda forma de sometimiento. Cada cual ha de poder elegir su forma de vivir, porque como dicen los zapatistas: “Por un mundo donde quepan muchos mundos”.

http://soliobrera.cnt.es/secciones/formacion-sindical/580-valores-del-anarcosindicalismo-para-una-lucha-coherente-accion-directa-y-horizontalidad.html

[1] Ver Solidaridad Obrera 348: ¿Por qué estamos en contra de los Comités de Empresa?, también está disponible en http://soliobrera.cnt.es/secciones/formacion-sindical/214-ipor-que-estamos-en-contra-de-los-comites-de-empresa.html

[2] Se puede ver el ejemplo que han dado los trabajadores en Argentina tras la crisis del 2001 que sufrieron. Y otras, como las que hubieron durante la guerra civil en los campos de Aragón, recogidos entre otros en el libro “Realizaciones revolucionarias y estructuras colectivistas de la comarcal de Monzón (Huesca) o en la industria en Barcelona.

[3] Ver Solidaridad Obrera 349: ¿Por qué creemos y apostamos por la Autogestión?, también está disponible en http://soliobrera.cnt.es/secciones/formacion-sindical/279-ipor-que-creemos-y-apostamos-por-la-autogestion.html

[4] Entendiendo que mi libertad acaba donde empieza la de las/os otras/os.

[5] Se puede leer el libro “¿Qué es la propiedad?” de J. Proudhon

[6] En la novela de “El principito” de Antoine de Saint-Exupéry, hay una persona que quiere poseer las estrellas, a lo que el protagonista, desde la inocencia le pregunta: ¿y para qué sirve poseer las estrellas?

[7] Hay diversos libros sobre educación libertaria: “Contra el fundamentalismo escolar”, “La escuela de la anarquía”, “Breviario del pensamiento educativo libertario”, “La escuela de Yasnaïa Polaina”, así como el ejemplo de Escuela Libertaria que tenemos en Mérida “Paideia”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: